domingo, 13 de julio de 2008

Blanchett Vs. Dylan - Round 1

Nunca pude terminar de ver I'm Not There. En serio intenté. Dos veces. Pero al final, supongo que la culpa la tuvo Cate Blanchett, y su insufrible interpretación de Dylan.

Momento, no crean que soy uno de esos fans de Dylan que habrá puesto el grito en el cielo apenas se anunció que una mujer interpretaría al gran Bob. En lo contrario, si clickean el enlace de arriba verán que, cuando salieron las primeras imágenes, quedé impresionado por el parecido, tanto así, que anticipé la película probablemente más que ninguna otra el año pasado, como también alguna vez lo puse en este blog.

Sin embargo, ya al ver la película, me topé con que no podía digerir ver a alguien tan parecido a Dylan, pero sin embargo, no serlo. Supongo que no es culpa de Blanchett. Lo hizo, efectivamente, lo mejor que pudo. Culpo, entonces, a la idea, al director, no sé. Pero si tratas de calcar, no sólo una imagen, sino también las líneas, el guíon, todo, bueno, algo se te tiene que escapar. Y en este caso fue la esencia misma de Dylan. Simplemente encuentro el personaje de la película, Jude Quinn, insufrible, atorrante, idiota. En su burla, se toma en serio.

No sé, sin más, los dejo para que comparen. Es gracioso, porque las escenas de la película copian exactamente la conferencia de prensa real. Claro que la conferencia de verdad duró más de 50 minutos, y sólo pondré la primera parte (si les interesa, hagan click en el video y ahí verán las otras cinco partes), así que podrán ver escenas de la conferencia real, recreadas exactamente iguales en la ficción. Sin embargo, un factor se escapa, y ahí es que se va todo a la mierda.

Cate Blanchett (I'm Not There)


Bob Dylan (1965)